aLvertencia Degal!

Licencia de Creative Commons GUARNING! Alvertencia Degal: (Piratear x lo - tirando 1 onda)

VIDEODROMO

Loading...

jueves, octubre 08, 2009

COMUNICATION BREAKDOWN




Amigo Lector:

Clickéa sobre la imágen,
y disfruta los titulares de las noticias de ayer...

envolviéndo los huevos de mañana.


ETEDICIONeS
(Otra empresa a la que le importa el país)

sábado, octubre 03, 2009

"y el clarín estridente sonó"

Apropiadora de TODO.

Del bosque.
El árbol.
La celulosa.
Y la dorada savia.

La Bruja malvada,
hechizera embustera.
Soberana feudal del castillo,
del espejo,
y su reflejo.
Y hasta el útimo ladrillo.
Horadado hasta los cimientos,
por la carnívora enredadera,
de la bífida lengüa,
cascabel traicionera.






Reina de ruinas.
Su cacareadora corte de adulones,
y su ambiciosa cría,
de patéticos pichones.
Chirriantes buchones,
de prístino blanco plumaje,
con pico y garra de halcones.
Se llenan las fauces falaces
con su farsa furiosa.
De la verdad absoluta,
son ellos solos,
solarmente,
la única,
custodia celosa…






Apropiadora de Todos.

De niños arrancados,
a torturados vientres
en la hora oscura,
de la mas negra noche.
Que aun enluta
y perdura.




Satánica sombra.
La sangre derramada
en trágicos trueques,
negociada.





Glóbulo a glóbulo.
Gen a gen.
Hasta las últimas gotas.
Atroz vuelto,
de sus pactos espurios
con los pretorianos lobos,
y sus enrojecidas botas.







Y sígue hoy…

AHORA.

Apropiadora.
Tanto y mas que entónces.

De voces ajenas.
Que prepotente hace propias.
A imperio absoluto
de metálica fuerza.
Diabólicas dádivas,
efímeras famas.
Mordazas melosas…
A potenciales regentes,
con vocación de gerentes.






O simplemente comprándolas.
A bufonescos bardos,
u oscuros escribas.
Grotesca ganga,
en comodísimas cuotas.
Saldos de sabiduría.
Retazos de retórica.
Libertad liquidada.
De a treinta denarios por boca.


Apropiadora.

Del aire todo.

El mismo que respiran…

El burgués gentil hombre,
Tantas veces tonto servíl,
mareado ante los bordes suaves del mármol,
y sus narcotizantes brillos cegantes.
Inmaculadamente ingenuo
o febrilmente vil.

O sus miserables hordas
De ésos hermanos,
eternamente postergados.
Enterrados hasta el alma,
hundidos en el lodo.
Atragantados de olvido.
Enmudecidos de hambre.
Huérfanos de todo.
Siempre decimales,
en la incalculable cifra.



Nosotros.

Ésos mismos seres…
Que antes,
A años luz
de sepia distancia.
Cuando se agolpaban juntos,
al menos por un rato…
Cuando el sol los iluminaba plenos.
O la tormenta los azotaba de lleno.
Cada uno en lo suyo.
Padeciendo lo nuestro…
Todos…
o casi.
Cada uno con su relámpago
Y su estática cruz a cuesta.
Al menos los que realmente cuentan.
En esa maldita suma,
que siémpre termina en resta.


Nosotros.
Los auténticos propietarios.
Aunque en la escritura,
nunca aparezca esa firma.
Siempre de ellos.
El juez.
La balanza.
La venda.
La espada.
Y el notario.
Nosotros.
Legítimos dueños…
De ése aire.
Y hasta el útimo átomo,
que en él invisible flota.
Solo por respirarlo.
Y soltar cada tanto
Entre sus nubes inmensurables,
Blanca bandada
Las voces.
Y las transparentes alas de sus quimeras,
en cada bocanada.


Apropiadora.
Ella.
Y toda su decadente casta.
Y nosotros…
Ésos en la plaza,
frente al palacio.
Auténticamente auto convocados.
O verdaderamente engañados.
Según como honestamente se mire.
Sin que nadie guíe los ojos.
Mas de lo que puedan observar.
Y ver…
Escuchar.
Y gritar…
Exultantes y extasiados.
Bombardeados y apaleados.
Siguiendo sus propios dictados.
O los de los auténticos,
y feroces tiranos.
Nunca antes señalados.
Con la asombrosa certeza,
con que indignados acusan
a los que quieren ahora,
arrebatarles la cereza
de su opíparo postre.
De esa torta que es nuestra.
Y que siempre,
Siempre…
Como al pasar,
con el dedo rozamos.
Saboreándola furtiva.
Bien de Cayetano
Ayer.




Hoy…
Desde sus diarios bandos machacantes,
oráculos werthzianos,
parlantes ojos blindados,
de gran hermano paternalista.
Traidor incestuoso.
De líbido sin límites, ni ley.
Hipócritas moralistas.
Abusadores de todo.
Eso mísmo,
que taimadamente
paja filosa,
como navaja andaluza,
clavan cobardemente
en las esferas audiovisuales ajenas.
Abiertas entre tinieblas,
de par en par.
Como las de la lechuza.


Igual que antes…

Cuando la falsa suma sacerdotisa,
de las libertades individuales,
le birlara al pícaro diablo,
- ese que si ocupó el trono un rato largo -
el chambergo,
el facón,
el chiripá
y el poncho.
Justo a él…
Un verdadero demonio,
para robarlo todo.



Alguna vez.
Nosotros.

Cuando nos autonombrábamos orgullosos:
“El Pueblo”…
Antes que ella y sus silenciadores socios,
nos rebautizaran tan moderna y asépticamente:
“La Gente”.



En el campo.
En la urbe…

“La Gente”.

Amorfa masa.
Anónima nada.
Invisible ente.

Chirolas del cambio…

Migajas de pan reseco,
para moldear en la sobremesa
del festín furibundo
siempre a costilla nuestra.
Y a su gusto y antojo.

Ayer.
Hoy…


APROPIADORA!

De nosotros.
De vosotros.
De ellos…
TODOS.

De legítimos sueños,
y sus justas causas.
De laboriosas luchas,
Y sus proletarias marchas…
Volviendo a la escarlata bandera,
la rojísima alfombra,
que rodará indeteníble,
larga y fastuosa.
Como panamericana ruta.
Y desplegaran a sus pies,
en la marcha victoriosa.
De frenéticas fanfarrias.
Y marciales marchas
para retomar prestos,
raudos…
El palacio
El templo.
La plaza.
Y las fuentes.
Con sus enmohecidas,
y estancadas aguas.



Apropiadora.

Alquimista perversa.
Troca esos dulces sueños,
de colectiva justicia.
En amarga pesadilla,
y egoísta capricho.
Revolviéndolo todo
en su maligna marmita,
Ponzoñosa pócima.
De ojos de murciélago,
y zumo de termita.
Para seguir envenenando
con paciencia voraz,
diariamente,
el alma y la mente
de sus verdaderos dueños.

La Apropiadora.
AHORA.
Como otrora,
Como siempre…
Si le es conveniente,
a su maquiavélica máquina.
De acumular
equivalente en oro,
el peso de cada muerto.

Apropiadora de todo.

Del puñal que siempre hiere donde mas duele.
Y el irracional dolor de esa herida
Que siempre desgarra…
A nosotros.
Jamás a ellos.
Al menos no tan hasta el fondo.
Tripa y empuñadura…


Templan sus aceros,
en la fragua herrera.
La monarca viuda del noble,
y sus chacales falderos.
Desata a sus sarnosos perros,
de rancia rabia guerrera.
Jadeante jauría,
antropófaga y jíbara.
Los mercenarios profetas
del evangelio oligarca…



No entregarán pacíficamente,
los preciosos tesoros.
Que nos dejamos arrebatar
mansamente,
hace tiempo,
no tanto.
Y pocos atinaron a patalear.
En rutilante technicolor
Sangrante plasma,
Sobre paredes marfil.
Spika de trajinado cuero,
entre oxidadas chapas.

Placebo anestesiador.

TODOS.

Apropiadora.
Ella…
Y sus ellos.


Avivaran todos los fuegos.
De los justos,
y de los otros…
Y encenderán también,
uno, dos, tres…
mil nuevos.
Invirtiendo perversamente,
la revolucionaria fórmula.
Como puedan.
No dudarán.
Ni un paso atrás!
No les temblará el pulso.
A pesar del corazón reseco.
Para hacer de cada contradicción,
algo que nunca sintieron,
- algo de alma hay que tener todavía pa´eso -
Y de cada trágico error,
algo que jamás cometieron
- pizca de conciencia debe restar para ello -
de quien ose hacerles frente.
Mas o menos sinceramente,
según bien se sienta.
El Huevo de la Serpiente.
Que terminen por ellos,
Los incautos testaferros de infiernos.
La histórica labor,
De devorarnos por dentro.
Con estrangulador y mortal abrazo.



AHORA.
Ya…
Mientras leés estas palabras.
Hermano, Hermana…
La aceitada y añeja maquinaria jamás ceja.
Minuto a minuto…
Planifican el nuevo Armagedon argento.


Por todos los medios necesarios...
Neo-Nerones.
Flamígero festín fagocitante.
Calígulas de cotillón.
Se quedaron sin el romano circo
con que distraernos.
Los verdaderos tiranos.
Los Ellos.
Como profetizó un sabio Viejo.
- A quien si desaparecieron de en serio -
Ella.
Y los que viven y matan como ellos

Nos volverán esclavos robots.
Si no pueden evitar
que saltemos.
Los eléctricos cercos.
Que están ahí,
No tan léjos,
No dudarán en incendiarlo todo.
Y abrasarnos en ello.
A todos…
A los tibios.
Y a los espartanos.


Por todos los medios.
Los suyos.
Y también los nuestros…
Apropiándose definitivamente de TODO.
Sin eufemismo alguno.
Literal.
Como su visceral odio.
Y el clarín,
estridente volverá a sonar.
Y a la voz de la gran jefa,
volverán a cargar.
Ella.
Y ellos…

(http://tallerlaotra.blogspot.com/2009/08/las-tapas-que-clarin-sacaria-sacase-o.html)

La apropiadora.
Y sus cirscunstanciales socios.
A quienes unja
con su sable de cristal.
Para perpetuarse eterna.
En su bendita libertad.
De sucia empresa liberal…

(http://tallerlaotra.blogspot.com/2009/08/las-tapas-que-clarin-sacaria-sacase-o.html)


Y Troya volverá a arder.
Una vez mas.
Y van…
La apropiadora.
Real usurpadora.
Y ellos.
Sus fieles siervos.
Encenderán la primicia de las llamas.
Y nos volverán a atrapar
en su circuito cerrado,
de hipnótico fuego gélido.
Como para que duela menos,
al vernos…
Mientras a las cenízas volvemos.


En vivo y en directo.



































































































sábado, septiembre 26, 2009

chrufquen ruca


estalla
sol
sur
estalla
hasta iluminarlo
todo
estalla
de
ir
a
500 años
luz
apagada
estalla
hasta
abrasarlo
todo
estalla
alba magma
hasta
abrazarlo
todo
está
ya
enciende
vida
estalla!
video

miércoles, abril 01, 2009



willkommen das montageautomat




http://www.youtube.com/watch?v=xyjt3YRchWs

martes, marzo 24, 2009

Castrense Autocrítica

33 años...


33 años. "La edad de Cristo"; según reza el santoral quinielero... Y no es casualidad el numerito, ni  la lúdica analogía. 33 años en que la timba financiera se morfó hasta el último arito de la abuela. 33 años de una cruz pesada que aun nos aplasta. 33 años coronados de espínas. 33 años de un país desangrado, herido de muerte en el costado. Y por arríba. Por abajo. Por delante; y definitivamente por detrás... 33 años; y todavía hay que seguír "justificando"contra toda evidencia, el porque del "resentido" empecinamiento en NO OLVIDAR!... 33 años; y 30.000 almas y sus respectivos cuerpos que ya no están... Salvo en la mente y en los corazones de los que porfiamos en NO OLVIDAR... Aunque todas las apostólicas romanas esposas de los genocidas vengan degollando en vívo y en directo para las cámaras; y sus bataclanas concubinas televisívas nos griten en la jeta que nos dejemos de joder con estas estupideces... 33 años y aquí estamos... 33 años de ver a los asesinos cumplir 60, 70 y hasta 80 años a plena luz del día; sin pasar ni al menos uno solo a la sombra. Pero dígo; a la sombra!... de verdad. Todos y cada uno de ellos. 33 años sin que los grandes diarios argentinos, apropiadores de todo; pidan penas mas duras para ellos. 33 años; y hay que ver lo muchísimo que les molesta lo poco que unos pocos jueces han logrado con unos pocos de ellos...
33 años.
NO OLVIDAR!!!
Y trabajar para ello.
Y quizás; en 33 años mas... si llegamos unidos como tal, la justicia sea algo mas que la voluntad bienintencionada de un gobierno tal, por delante de su Pueblo.
Pero digo, Pueblo; de verdad!
Mientras tanto...
Hoy; a 33 años...
Miles de plazas en todo el país esperan un auténtico reclamo de justicia.
Pero, digo; Justicia... de verdad, 
Auténticamente Popular! 
Llenémoslas.
Inundémoslas.
De Pueblo un Mar...

http://www.youtube.com/watch?v=8RfsKvSW3Tk

Rock para las Masas Finas!


(Especial Rolling SStone)  -  1967. Durante los ensayos de aclamado "Sargent Pepper Lonnely Heart´s Club Band" los Beatles profundizan aun mas su búsqueda psicodélica; y prueban por primera vez el suero de la verdad. Influídos por la experiencia; deciden darle un nuevo rumbo a sus composiciones líricas y adoptar un tono menos hermético, y mas directo para sus letras. Denominan "Honestidad Brutal" a su flamante estílo compositívo; e incorporan en su nuevo material todo aquello que verdaderamente opinan y sienten acerca del mundo y la vída; muy léjos de las habituales declaraciones políticamente correctas a las que se veían obligados a propalar, presionados por la hipocresía imperante dentro del universo rockero de la época. 


Lamentablemente; aquellas creaciones jamás llegaron a ver la luz. El timorato George Martín habría escondido celosamente el material, detrás de varias capas de sonido y orquestaciones. Dicho material habría tenido algunas pocas ediciones  piratas de muy mala calidad. Varias de las cuales llegaron a Buenos Aires una década mas tarde y circularon profusamente de mano en mano, entre algunos de los mas selectos integrantes de la comunidad rockera porteña del barrio de Belgrano R (hoy Palermo Monaco); quienes con el correr de los años, demostrarían una gran influencia del mísmo.  


Hoy; gracias al avance de la tecnología podemos disfrutar una muy pequeña muestra de aquellas maravillosas zapadas, las cuales serán editadas muy pronto en un nuevo Cd Box de Rarities de los 4 de Liverpool.


"FACH FOUR - The Losst Ssessionss" 



                                                                                                        (Himmler S.S. Thompson)





http://www.youtube.com/watch?v=OF4LKc-zslo

viernes, marzo 20, 2009

"BOSTA DE SEGURIDAD!"




Pescado furioso.


Pescado Rabioso!


Ay, Flaco!...


Todas las hojas son del viento,

ya que las mueve aun en la muerte...


Te acordás, hermano;

qué tiempos aquellos?


Mañana era mejor...

Mañana era mejor!


Bajo Belgrano.

riachuelo 

negro 

abajo...


Parece que sí...

Todos quieren tu montaña!

Suban a los techos;

ya llega 

la Aurora Criminal!

Y ahí sube...

Te "Su - Vé" !

la Tanada Talibán!


Y te hierve la sangre!

Y se nos revuelve el estómago.

Y el alma de diamante

se nos resquebraja, 

negro carbon. 


Y el corazón ya no es mas que 

 

durazno sangrando...


Enorme pena.

Inmensa pena...

Infiníta pena!

Pena Capital.


Bajo Belgrano.

Cuando detrás de aquellos 

puentes amarillos;

bien lejos de ocres apaches fuertes 

y sureños conurbanos oxidados;

donde la mar vomita ríos de aceite ...


te preguntabas: 


Dónde jugaran los pobres niños?

Pensabas. Decías. Cantabas,

para los niños pobres también?

Esos que solo tienen


Hambre...


O solo para aquellos que tienen 

de  jade la tristeza?


Pobres.

Niños...

Ésos.


Que: 

Entran por una puerta

y salen por la otra.


Solo para volver a 

robarviolarmatar 

a los  ciudadanos honestos

que pagan 


religiosarigurosamente


sus impuestos?...


Niños.

Y.

Pobres.


Mañana es peor!

Sí.

Y mañana serán hombres;

o algo así...

si es que llegan.

Sí. 

Si no matan 

o mueren en el intento.


Huérfanos de todo.

Son ésos huachos

a quiénes te parece

genuíno 

desear

MATAR?


Ojo por Ojo.

Diente por Diente.

Cabeza por Cabeza!

Bala por bala.

Antigüo Testamento.


Si no contás lo que sentís,

te vas a morir por dentro...

Oka!

Y afuera?...

Barro; tal vez.

Miedo; otra vez...


La única seguridad que exíste, es ésa.


La rubia tarada del ojo blindado. 

Crápula Cleopatra de la catódica caja.


Carcamanes cantantes caducos con claveles carmesí, 

cacareando condenas capitales. 

En demoníaco dueto.


Megalómano millonario mediático. 

Capo cuadrado  y casposo 

del cárnico caño.

Caído en cruda crísis 

encarcelado 

en su country de cristal crisado.


Power Trío!


Esos son:

Tus Socios del Desierto...

Desierto.

Desierto!...

Desierto mental.


El Guantánamo dentro de tu Ser

clama catártico castigo.


Pena de Muerte Ya!

Ay!... Muerte de Pena...


Rubicundo rabino rabioso 

ruge  reclamando 

romanas razzias redentoras. 


Olvidando olímpicamente, 

las llamas de Varsovia.


Que Nerón arda en la hogera!...

 y que un buen César;

enarbole la purificadora antorcha. 


Vocero venial de la espuria curia. 

Seudo sumo sacerdote samaritano. 

Satán en sotana!


Y ya que estamos;  que no se díga! 

También...

 un ignoto Imán del Islam. 


Derechos humanos; 

para humanos de derecha!


Ecuménico encuentro. 


Festín de férrea  feróz  fé fratricida!


 Ruegan que el rumiante rebaño albo 

no se infeste 

de descarriadas negras ovejas 

y algunas que otras rojas.


Y no hay cristo que los eche del templo,

o les bombardee la plaza.


Y sí. 


Ellos no mojan las patas en la fuente, 

ni sudan fritanga;


ni son un puñado de viejas 

locas 

desaforadas... 

amortajándose las testas gríses,

con alas de blanca paloma . 


Ay, Flaco!

y vos entre todos ellos...


y Dios?


mas píxel que nunca...

Cielo invertido.

Paraíso perdído!

Que Pena!

Pena capital.


Al Capitán de corbeta Beto

le otorgaron la cruz de hierro;

y lo ascendieron a Almirante!


No le fue nada mal...


Después pasó a retiro.


Ahora pasa los fines de semana 

en el casino de oficiales;

Jugando al dragoneante...

en la banda del club de corazones egoístas 

del Sargento Picanapicante.


Sigue manejando el submarino 

como nadie.

Lo pintó de amaríllo. 

Con negras filigranas... 


Ay, Flaco!...


Pescado furioso...

Pescado Rabioso!


Como podés estar tan perdído;

entre tanto...



PESCADO PODRÍDO!!!





(INNER GUANTÁNAMO)